¿EN QUÉ DIMENSIÓN ANDAS?

Me encontré  a Aristocrates Botello preocupado, pensativo, distraído. ¿En qué dimensión andas? le pregunté nomás de mm… puntada. “En la cuarta dimensión”, me contestó muy serio. Y luego me explicó que un lector le había preguntado sobre la cuarta dimensión y que no encontraba la forma de explicarla en un lenguaje que entendiera el común de los mortales. No te aflijas ni te aflojes, déjame ese asunto a mí, que traigo mi hacha afilada… No me la creyó, ni yo tampoco, pero dijo que estaba bien. Pronto comprendí el porqué de su preocupación, no sabía yo en lo que me estaba metiendo, porque si todos mencionamos la cuarta dimensión, a la hora de la hora no tenemos idea clara y concreta y resulta difícil entendernos porque si unos hablan en términos matemáticos y físicos, otros hablan de ciencia ficción y de cosas espirituales de cosas que sólo podemos pensar, pero que no se concretizan en una realidad palpable., contante y sonante.  Hablamos de memoria.

Por mucho tiempo la humanidad vivió en un mundo plano. Vivían tranquilos, como siempre hemos vivido, es decir: Intranquilos., preocupados, buscando respuestas.  A la pregunta de quién sostuviera el mundo o en que estuviera sentado, o de dónde colgaba ese mundo plano, se contestaba con respuestas vagas y fantásticas, como los que decían que estaba sostenido por cuatro elefantes que a su vez estaban parados en una tortuga gigante… Lo mejor era no preguntar. Pero es difícil acabar con la curiosidad en los humanos, y un día alguien descubrió, que a más de las dos dimensiones del plano: largo y ancho, había una tercera dimensión. Si en dos dimensiones sólo se puede mover a la derecha o a la izquierda, para atrás o para adelante, con una tercera dimensión se añadía: profundidad, altura, un arriba y un abajo: La tercera dimensión y pronto hubo quien colocara un cielo arriba y un infierno abajo en esa tercera dimensión…, abajo al infierno nadie quería ir y al cielo arriba no era fácil llegar, de manera que seguían viviendo en un mundo plano, aunque ya se sabía que era tridimensional… y en ese mundo hemos vivido. Todos los cuerpos físicos del universo, incluyendo el tuyo, se miden con tres medidas largo, ancho y alto, las tres dimensiones.  (En el mundo de las ideas todavía nos falta la tercera dimensión, la profundidad)

Te has de dar cuenta que las pantallas del cine son planas, apenas se está experimentando con películas en 3D, que no son una verdadera tercera dimensión, sino una ilusión óptica, pero vendrá el día… Acaba de pasar una convención de tecnología en Las Vegas, donde aparece lo más avanzado y se vislumbra el porvenir. ¿Sabes qué fue lo que más atrajo la atención? Tabletas planas y técnica para grabar y reproducir en tercera dimensión. Como quien dice, apenas estamos controlando la tercera y andas en la cuarta…como que es prematuro, pero sólo así avanzamos. Si todavía necesitamos unos lentes raros para ver la tercera dimensión en las pantallas, de seguro que necesitaremos unos lentes todavía más raros en el cerebro para pensar la cuarta dimensión.

La teoría de la relatividad de Einstein nos hizo ver la realidad tiempo-espacio con otros ojos, más que teoría científica parece poesía, pero nos hizo soñar en otra faceta de la realidad que no conocíamos. Y si los matemáticos le llaman cuarta dimensión a una nueva medida y a un nuevo modo de hacer figuras geométricas raras de cubos girando sobres sí mismo,  otros le llaman cuarta dimensión a otro mundo diferente del nuestro,  a una realidad diferente y que en algún lugar, en cualquier lugar, puede haber una puerta por la que podemos pasar a esa dimensión diferente. Si es la cuarta, la quinta o la sexta, es lo de menos, lo importante es que es otro mundo. La idea de doblar el tiempo, dio rienda a la imaginación de los viajes al futuro y al pasado y si Julio Verne con su novela de un viaje a la luna, hizo sonreír a algunos, a otros los empujó a hacer realidad ese sueño y apenas cien años después se lograba… Poco a poco nos vamos dando cuenta que lo que sabemos es apenas una gota del océano, si nuestra sabiduría es mucha, nuestra ignorancia es “infinita”. Poco a poco nos vamos dando cuenta que la obligación que sentimos de preservar la especie va más allá de la simple procreación de seres iguales a nosotros; para preservar la especie tenemos que encontrar un lugar seguro donde esa especie siga viviendo cuando este mundo muera y lo que es verdaderamente ¡el gran reto!: detener el envejecimiento del universo, porque también esta gran casa, como la casa de la tierra, un día va a apagar sus luces y cerrar la puerta… y cuando la última estrella se apague y el universo todo se quede sin luz… ¿Dónde estaremos tú y yo?  ¿en la cuarta, en la quinta, o en qué dimensión?

Salud y saludos y hasta la próxima

P.S. Si tienes alguna respuesta buena, que no sean las mismas de siempre, esas que parece que dicen mucho y no dicen nada… y solucionan menos,  Pásala….manca no hay tren…

Anuncios

Acerca de licvidriera

Leo, medito, escribo, vivo y escribo en la eternidad
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a ¿EN QUÉ DIMENSIÓN ANDAS?

  1. Jose dijo:

    Muchas gracias por este articulo y como siempre me encanto

    • licvidriera dijo:

      GRACIAS, AGRADEZCO EL APOYO… SE TRATA DE PENSAR Y HACER PENSAR…NO ME DEJ SATISFECHO, PERO ES IMPOSIBLE…O QU?

      • jose dijo:

        Cuantas dimensiones cree usted que existan?

      • licvidriera dijo:

        La verdad es que ni tú sabes lo que estás preguntando ni yo sabría lo que estaría contestando… “plática de locos” Imaginamos, suponemos, creemos, pero sobre todo, ESPERAMOS que haya una vida mejor que esta: más humana en el sentido de más racional, más lógica, de más amor y menos odio, de más felicidad y menos desdicha… Un cielo, pues… Sí, yo si creo que hay otra dimensión, que la estamos haciendo y que al mismo tiempo ya la hicimos, que vamos a ella y ya estamos allá… No te preocupe si no me entiendo, tenemos toda la eternidad para lograr lal inmortalidad y la felicidad de los seres racionales, del SER RACIONAL… Primero lee, tu esto a ver si contesté, yo lo reviso mañana y si no tiene sentido lo borro… ahora voy a escribir mi columna de la semana

      • licvidriera dijo:

        …YO PIENSO QUE NO HABRIA QUE IR TAN LEJOS, SI NO TUVIERAMOS EL CEREBRO LAVADO DESDE NIÑOS… SI APRENDIÉRAMOS A PENSAR SIN TEMORES.. ES DECIR QUE FUERAMOS “LIBREPENSADORES” bien podríamos llegar a eso que dices que está ¡Hasta la novena dimensión!… son puros supositorios…

  2. jose dijo:

    Bueno no creo que sea platica de locos acuerdese que lo que ahorita se considera locura en un futuro sera algo comun. yo pienso (nada cuesta pensar) que existe la novena dimension. En la novena por ejemplo se obtiene la comprensión y se puede entender la naturaleza de las cosas se puede comprender el origen de la vida el origen del alma cómo comenzaron las cosas y que papel desempeña la humanidad en la evolucion del Cosmos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s