La Columna del Lic. Vidriera… Renovarse….

columna 2La semana pasada te decía que no hay que componer lo que no está descompuesto, porque se puede cometer el error de descomponerlo todo por completo, pero alguien me salió al paso diciendo que también es cierto que hay que renovarse o morir. De acuerdísimo, pero una cosa es una cosa y otra cosa es otra cosa. Vamos viendo…
Ahorita mismo, si levantas los ojos del celular, te darás cuenta que hay muchos árboles renovándose, como cada año, se cubren de nuevas hojas, reverdecen, se renuevan. Pero no cambian de raíces, no cambian de tronco ni de ramas, salvo algunas ramitas débiles que no aguantaron los vientos. Ese es el renovarse o morir de los árboles. Y toda la naturaleza se renueva de esa forma de tiempo en tiempo. Tu cuerpo mismo se renueva, tu piel se renueva, tus células se renuevan, pero tú sigues siendo el mismo, como el árbol que cambia de hojas.
Cortar el árbol y plantar otro, no es renovar. Renovar no es un borrón y cuenta nueva. Si así vas a estar renovándote todo el tiempo, nunca vas a madurar.
Metafóricamente renovación se entiende por un pasar de una cosa (o persona) de un estado o ser que se tenía a otro estado o ser más perfecto. Por lo que renovare sería perfeccionar.
Renovar es hacer como nueva una cosa, o volverla a su primitivo estado, “dejarla como nueva” decimos.
columna 1… y como bien sabemos, llega un tiempo en que hay que dejar de renovase, porque es tiempo de morir y no hay renovación que valga; en todo caso esa será la buena, la última, la transformación… o metamorfosis como las orugas en mariposas.
Nuevo, nuevecito, bien nuevo, lo dejó como nuevo, es nuevo en el país, es nuevo en el trabajo… son expresiones que usamos relacionadas con renovarse.
Volver a ser lo que había sido antes. Nuevo es lo que está recién hecho o fabricado… Lo que se ve o se escucha por primera vez.. “eso es nuevo, es nuevo para mí…
Se renovó, decimos de alguien que cambió el modo de comportarse, pero no cambia el ser, acuérdate de aquello: genio y figura hasta la sepultura, o lo que es lo mismo: por más que te renueves siempre quedará algo de lo mismo, mucho más que lo que cambies.
Por todo lo dicho y no lo dicho y antes de que me haga más bolas te diré que eso de renovarse o morir, más bien debe de entenderse como adaptarse o aplastarse…. adaptarse o atrasarse… en cierta forma, morir.
Renovarse lo vemos poco y los beneficios no son tan notables, como el adaptarse.
El renovarse sucede lentamente, naturalmente; el adaptarse requiere esfuerzo, voluntad y entendimiento.columna 2
Los que hoy estamos viejos vimos cómo tuvieron que adaptarse nuestros viejos padres a nuestros modos de la juventud, nuestras modas vistosas, escandalosas; nuestra música aun más escandalosa… y se adaptaron, con trabajos a veces, a “La nueva Ola”. Hoy vemos que a nosotros nos ha tocado adaptarnos a un mundo nuevo, diferente en muchos aspectos al mundo en que crecimos… No nos renovamos, nos adaptamos. Nos adaptamos a la tecnología cambiante, nos adaptamos a los nuevos modos de hacer las cosas…. nuevos modos de vivir….No nos renovamos, nos avejentamos, pero nos adaptamos…
Lo que sí sería muy bueno renovar, pero muy pocos lo hacen, es renovar nuestra capacidad de raciocinio. Renovar la mente para pensar sin esquemas, sin prejuicios, sin seguir ideologías., sin seguir caminos que te han dicho que irremediablemente los tienes que seguir, sino Volver al estado de Libertas en que el pensamiento pueda seguir libremente su tarea de seguir la Verdad. ¡Eso sí valdría la pena renovar, lo demás vendría por añadidura, amén, digo, ¿o qué piensas tú?

El Pilón.- A propósito de renovaciones, el otro día unos compadres míos renovaron sus votos matrimoniales… ¡Hágame usted el favor, después de 50 años de casados ya qué renuevan..! “Prometo serte fiel…..” Ni modo que a los casi 80 años vayas a andar de canijo… “En la salud y en la enfermedad…” Cuál salud ya…. En fin, renovaron sus votos. Cuando le pregunté a mi compadre para qué hacían eso de renovar votos, me dijo: “Es que es como una vacuna, porque contra el matrimonio necesitas vacunarte, no ves que dicen Contrajeron matrimonio. Se contrae una enfermedad, siempre se contrae algo malo. Nunca dicen contraje felicidad, contraje riqueza, siempre se contrae algo malo, por eso dicen contrajeron matrimonio, es como contraer una seria enfermedad infecciosa… y hay que vacunarnos”
No le entendí, espero que ellos sí.
Salud y Saludos

Se agregan dos libros más a la lista en amazon.com IMPRESOS Y DIGITALES

 

Anuncios