DE MÚSICO, POETA Y LOCO….. Es la historia de un amor..

Es la historia de un amor………..

AMOR PRIMERO

Aunque mienta
cuando alguien pregunta,
todavía no se me han olvidado
ni la imagen de tu cuerpo primoroso
ni de tu alma los dulces encantos.
Aún recuerdo la luz de tu rostro,
aún recuerdo los besos robados.

Iniciamos juntos
la senda de abrojos;
de abrojos y flores,
primeros amores,
que juntos gozamos,
mas luego el destino,
ciego a los amores,
por distintas sendas
nos hizo marchar
y ha pasado el tiempo
sin que nuestras sendas
se puedan juntar.

Ya no eres la niña
que tanto me amaba,
mas dicen que a veces
preguntas por mí.
Ni yo aquel chiquillo
que se sonrojaba
al decirte serio:
“sólo te amo a ti”
Y aunque el tiempo pasa
y nuevos amores
a tu vida llegan
como yo, el primero,
una vez llegué,
me dicen que a veces,
en noches calladas,
con la vista vaga
murmuras mi nombre
cual yo lo escuché.

Y yo, aunque pretenda
decir que te olvido,
guardo aquella foto,
guardo aquel clavel
y a veces de noche,
exhalando un suspiro,
contemplo la imagen
de la colegiala
que una vez amé.

AL FIN TE ENCONTRÉ

¿Te acuerdas cuando en la infancia
jugábamos a ser grandes?
Inocentes, la inocencia
casi pudimos perder.

Después nuestras vidas fueron
por diferentes caminos
nunca cruzarnos pudimos,
no nos volvimos a ver.

Ni supiste que los juegos
que jugábamos de niños
para mi fueron muy serios
porque aunque no te lo dije
de ti yo me enamoré.

Si no pensé mucho en ti,
tu recuerdo siempre estuvo
en lugar privilegiado
jamás estuvo empolvado
y siempre lo respeté.

Porque mi esperanza fue
algún día volver a verte
y averiguar si en tu mente
también mi recuerdo estuvo
como el tuyo estaba en mi.

Era una esperanza vaga,
ni sabía lo que buscaba,
pero se me hacía difícil
parecer indiferente
cuando preguntaba a alguno
lo que había sido de ti.

Nuestras vidas recorrimos
por caminos muy diversos
a ti te llenaron de hijos
y yo me llené de nietos.

Nunca jamás nos cruzamos,
nunca llegamos a vernos
pero no pude olvidarte
y no sé si tú siquiera
algún día me recordaste.

Tenía miedo que algún día
te encontrara y no pudiera
siquiera reconocerte
por la voz o por la cara
y mira…, ese problema
solito se resolvió.
Aunque no vea tu calaca,
tu nombre está muy clarito
en esta bonita lápida.

El que me dijo que aquí
te encontraría no mintió.
Al fin te encuentro y con eso
el gusto se me cumplió.
Aquí te dejo estas flores
Y que descanses en paz.
Ya puedo vivir tranquilo
porque ya no busco más.

Poesías incompletas de el Lic. Vidriera.
Anuncios

Acerca de licvidriera

Leo, medito, escribo, vivo y escribo en la eternidad
Esta entrada fue publicada en de músico poeta y loco y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s